Ale Galán y Juan Lebrón se hacen con el WPT VALENCIA OPEN, derrotando en la final a Federico Chingotto y Juan Tello, logrando así su 4º título consecutivo.

Muchas veces escuchamos la frase:” todo pasa por algo” y, lo creamos o no, cada vez cobra más sentido en la historia de estos 2 jugadores.

Hace apenas unos meses y sin esperarlo, Ale y Juan, tuvieron que reencontrar su camino, viendo como sus respectivas trayectorias con Pablo Lima y Paquito Navarro llegaban a su fin.

Casualidad o no, el destino les guardaba una excelente sorpresa.

Muchos fueron los comentarios acerca del futuro que pudieran tener Ale y Juan compitiendo como pareja. Unos decían que su excesiva vocación ofensiva les jugaría malas pasadas, otros decían que sería una pareja top…pero, sin duda, era muy difícil presagiar la realidad de lo que estamos viviendo.

5 torneos disputados, 1 final y 4 títulos consecutivos con el conseguido hoy en la Fonteta. Una intensidad descomunal que les está haciendo imparables contra cualquier pareja y en cualquier condición, hoy por hoy son sencillamente indestructibles.

Por arriba, por abajo, defendiendo, atacando, con el marcador ajustado, frente a parejas experimentadas o frente a jóvenes promesas…

Ale y Juan no negocian su estilo de juego, no renuncian en ningún momento a la receta que les ha traído hasta aquí y, junto a Mariano Amat desde el banquillo, han formado un equipo que rema siempre en la misma dirección.

Punto tras punto, juego a juego, partido tras partido… su mentalidad ganadora no considera otra opción que no sea la victoria y hoy lo han vuelto a hacer.

La empresa era complicada, Fede Chingotto y Juan Tello volvían a plantarse en una final hambrientos de conseguir su primer titulo WPT y, a pesar de haber estado siempre cerca en el marcador, no pudieron hacer nada por evitar el poker de victorias de Galán y Lebrón que sellaron la victoria por 6/3 y 7/6.

Desde la familia que formamos el adidas padel team, damos la enhorabuena más sincera a nuestro Ale, no sólo por la victoria de hoy sino por su brillante trayectoria en lo que va de temporada.

¡Hasta pronto!

BORN TO WIN